0

Un blues para Maggie Prior.

Imagen

 

Un blues para Maggie Prior…

 

//Jamila Castillo.

Todo comenzó cuando compré en Follas novas, (Una de las librerías emblemáticas de Santiago de Compostela.) un ejemplar de “Papeles inesperados”. Grueso volumen editado por Alfaguara en 2009 como resultado, -según propias palabras de Aurora Bernardez,  de haber hallado en la casa familiar que compartió con Julio Cortázar en París, unos textos inéditos o dispersos en publicaciones periódicas, que ahora verían la luz íntegramente, y hasta el momento un viejo baúl atesoraba. Allí encontré  también, para mi sorpresa, un poema titulado “Blues for Maggie”, que era una evidente contestación a la célebre canción de Pablo Milanés, “Ya ves”. Llamó mi atención, que Cortázar declarase la autoría de esta  frase que utilizaba como leit motive de su propio poema, siendo aún Milanés un trovador incipiente… Pero Cortázar era grande de corazón, y todo el mundo lo sabe.

Ya ves, y yo sigo pensando en ti.

Inspirándome en esta misma frase musical: “Ya ves y yo sigo pensando en ti”, -como antes lo hiciera Julio; creé una melodía para “Blues for Maggie”. Más tarde, pedí permiso a Aurora Bernardez, -albacea de toda la obra de Julio Cortázar y a Pablo Milanés, respectivamente,  para que rubricásemos una  autoría a tres “voces”. A partir de contar con sus complicidades, llegó el proceso de elaborar la canción para lo cual pedí colaboración al talentoso compositor brasileño Fred Martins, en cuanto al arreglo. Más tarde se desató en mi la inquietud por encontrar dentro mío la música que habita en casi toda la obra poética, -y también narrativa; del autor de Rayuela. Ocho de sus tantos  poemas, se me desvelaron como canciones de modo paulatino. Estos han sido: Che. Yo tuve un hermano, La patria, Los amantesCinco últimos poemas para Cris fragmento), Aftermath.(Secuela), BoleroSave pretty mama, y Blues for Maggie. Para conseguir que fuesen verdaderas canciones, conté con la intervención inestimable de Paulo Lêmos, compositor brasileño afincado en Barcelona. Ahora me toca presentarlos  a un  público que seguramente tendrá a Julio Cortázar entre sus  elegidos. Para la ocasión  he dispuesto un formato acústico conformado por guitarra y voz (Jamila Purofilin y Willy Mondeja, como guitarra,  y director musical). El estilo elegido  no podría haber sido otro que el filin. El cartel fue realizado por el ingenioso humorista gráfico gallego, Luis Dávila. Toda la  producción ejecutiva, -desde el primer momento, ha estado a cargo de Gerardo Salvo.

*Maggie Prior, a quien presuntamente está dedicado el poema “Blues for Maggie”, fue una cantante afrocubana, intérprete de  jazz y música popular, a quien Julio Cortázar conoció durante una de sus estadías en Cuba, y con la cual mantuvo un estrecho vínculo.